¿Por qué los Gigantes no han sido Campeones? (3ra parte)

El dirigente Luis Dorante y los jugadores de los Gigantes del Cibao, fueron sorprendidos por la liga cuando 20 minutos antes de iniciar el partido les notifican la suspensión de Félix El Gatito Martínez, de manera indefinida, que provocó un forfiet en contra de los Gigantes del Cibao.La familia Genao, encabezada por Laurentino, constituyó el tercer grupo de accionistas principales de los Gigantes del Cibao, y claro, seguiremos con el tema porqué los Gigantes no han sido campeones.

Los Genao adquirieron el equipo vía transferencia del grupo encabezado por el doctor Julio Hazim en el año 2004. Fue el período más estable para la franquicia nordestana, hasta la venta oscura a Miguel Tejada-Kiko Duarte (material de otra entrega), antes de pasar al grupo Rizek el año pasado.

Esta etapa coincidió con los primeros años del Draft de Novatos Lidom. Alexis Casilla, Fabio Castro, Juan Francisco, Moisés Sierra, Willy Peralta, Francisco Peguero, Antonio Bastardo, Jean Segura y Jimmy Paredes forman parte del grupo de jugadores seleccionados en esa era.

Dos casos son especiales, el de Kendrys Morales y Juan Francisco. Morales jugó en la temporada 2005-2006 como refuerzo de las Estrellas.

Se naturalizó dominicano, en el draft del 2006 fue el primer Pick de ese sorteo.

Juan Francisco, fue la primera selección de los Gigantes en el 2007, segundo pick del draft, debido a que los Orientales cedieron su turno a los Potros para compensar la pérdida del manager Arturo De Freites, diríamos para honrar un acuerdo con De Freites que por otros compromisos no pudo dirigir a los francomacorisanos. Casilla, Morales y Francisco fueron las tres escogencias de los Gigantes en 2005, 2006 y 2007. Todos tienen su historia en la liga.

En el período de la familia Genao los Gigantes ganaron tres veces la Serie Regular (2006-07, 2007-08 y 2008-09), impusieron un récord de victorias seguidas en Serie Regular (14), clasificaron al Round Robin seis años al hilo (desde el 2006-07 hasta el 2011-12). Avanzaron dos veces a la Serie Final (2008-09 y 2009-10).

Kendrys Morales, Nelson Cruz, Bryan Peña, Erick Almonte y Juan Francisco (Francisco a partir del 2008) fueron las columnas ofensivas de esos años.

Almonte llegó procedente de las Estrellas Orientales, a cambio del inicialista Francisco Santos. Medio país criticó el cambio, señalando que ¨Erika¨ estaba listo y servido, pero "La Loca" demostró todo lo contrario, convirtiéndose en el líder indiscutible del Club House y la fanaticada francomacorisana.

En el 2008-2009 los Potros conquistaron su tercera Serie Regular consecutiva, guiados por un Gerente General importado, el boricua Candy Maldonado y el manager venezolano Luis Dorante.

Ese fue un año marcado por una rivalidad terrible con los Tigres, iniciada en la regular con un pleito de antología entre fanáticos y jugadores azules. La Liga, tan “imparcial”, como siempre, suspendió por un juego, el siguiente que les correspondía jugar en el Julián Javier, a los jugadores azules envueltos en la trifulca.

El resto de la campaña los Tigres tuvieron más seguridad en cada juego en Macorís que el Presidente Leonel Fernández.

Tigres y Gigantes alcanzaron la Serie final del torneo 2009-2010. El primer juego, en el Quisquella, pues Licey ocupó la primera posición en el Round Robin, fue decidido por una jugada mal cantada en Home.

Ronny Belliard no pisó el plato, el arbitro norteameicano Mike Jarboe, más ciego que el mismo diablo, estaba frente a la jugada, decretó quieto al corredor Belliard. Esa jugada, transmitida en vivo por ESPN , anduvo el mundo durante días.

 

Al día siguiente, en un Julián Javier lleno totalmente, se produce otro incidente que marcó la Final más deslucida en la historia de la LIDOM. Félix-El Gatico-Martínez discutió un Strike, armó su rebú y fue expulsado.

Un día después, sin notificación de LIDOM (debe notificar toda suspensión de un jugador antes de la hora de preparar los Roster, ese año 2.00 de la tarde). Ese mal manejo produjo el retiro del equipo de los Gigantes y Licey ganó el juego por confiscación o abandono (Fortfeit).

Matos Berrido, con todo su poder, amenazó a la familia Genao con quitarle le franquicia si no se presentaban en los siguientes juegos.

Al señor Genao padre por poco y le da un infarto de tan molesto que estaba.

El juego siguiente, que correspondía jugarse en San Francisco se efectuó en la capital.

Los fanáticos del equipo encendieron neumáticos y querían impedir la salida del autobús hacia Santo Domingo.

Ha sido la Serie Final más vergonzosa de la historia. Leonardo Matos Berrido, presidente de la LIDOM fue declarado no grato en San Francisco de Macorís, calificando a los ciudadanos francomacorisanos de ser un pueblo muy “sensible”.

Ese campeonato finalizó con la oligarquía Aguilas-Licey, campeones durante catorce años seguidos. Licey no volvió a ganar hasta este año 2014, las Aguilas no disfrutan un título desde el 2007-08. Con todo, fue la segunda oportunidad para los Gigantes ser campeones.

Seguiremos en una cuarta entrega detallando la verdadera historia de los Gigantes del Cibao, sin maquillaje.

Artículos relacionados

+ Leídas